Noventa y nueve

Destino: tú

Los viernes de él son como los de ella hasta la hora de comer, tras la digestión, las agendas de ambos mutan en diferentes maneras de aprovechar las tardes de los viernes, adventistas del fin de semana.
Él, inventor de excusas, creador de fábulas con tal de verla, abre su libro de cuentos para hacer una anotación más en su recopilatorio de historietas, esas en las que al final el príncipe derrota al dragón.
No le importa la distancia ni tampoco el coger un tren que no sabe si hará parada en sus besos.
Simplemente la ama.


******

Presentado al III Concurso de Relatos Cortos, Renfe Cercanías.
Requisito: noventa y nueve palabras, título incluido.

Comentarios

viviendonos ha dicho que…
Pues me gustó!
Fernando ha dicho que…
Escribir por amor, con amor.
Danos una buena noticia y cuéntanos cuando ganes. Pero, si no, no importa: aquí seguiremos.
tejetramas ha dicho que…
Cuando no soy capaz de pasar a otra cosa sin antes volver a leerlo al menos, de nuevo, una vez más... es que me ha encantado.

Entradas populares de este blog

El indigesto salmón

Reinventado a Hopper (cuarta parte)

Sunflower review