jueves, 29 de octubre de 2009

FERNANDO SAVATER: OFICIO DE LECTOR

Enmarcado dentro de la programación del festival PERIFERIAS, hoy jueves día 29 el escritor y filósofo FERNANDO SAVATER, ha presentado su último libro "Misterio, emoción y riesgo".
El escenario elegido para el encuentro con el incómodo ensayista, así se le ha presentado, ha sido el Salón de Actos de la Diputación Provincial de Huesca, que se ha quedado minúsculo ante el cúmulo de gente que allí nos hemos citado.

Todo un lujo para los que gustan de cualquier forma de cultura, ya sea en forma de película, libro o conferencia; y es eso el eje principal de la disertación que Savater nos ha ofrecido, un recorrido por sus pasion por la lectura, por el cine, por la cultura.
Sobre esta base trata su último libro "Misterio, emoción y riesgo", un viaje al gusto del profesor por la lectura y la influencia que las letras han tenido en su trayectoria vital.

Durante algo más de cuarenta y cinco minutos, Fernando Savater, además de hablar de libros, ofreció y compartió con los presentes su punto de vista actual sobre el estado de la cultura lectora.

En el turno de ruegos y preguntas, se pusieron los broches de oro a esta genial velada con el profesor Savater.
Hubo quién preguntó sobre la moralidad de escribir con ordenador en vez de a mano, también plantearon la comparativa entre los superventas de la literatura clásica y la literatura actual e incluso invitaron a Savater a comentar, desde el punto de vista de la comercialización del arte, la última obra de Barceló.
Desde mi butaca se planteó una reflexión y posteriormente una pregunta:

-Siendo cómo dicen, un ensayista, escritor...incómodo, se intuye este adjetivo como algo negativo; pero si esa incomodidad sirve para crear debate, duda, para generar discusión, este calificativo debe de tomar unas connotaciones positivas.

-El panorama de la literatura actual en el ámbito juvenil es bastante preocupante, el tacto de las hojas de un libro se cambian por el tacto de los mandos de una consola.
Las generaciones actuales no están acostumbradas al placer de los libros, generaciones que serán padres y madres, ¿cómo inculcarán los hombres y mujeres del mañana el gusto por el libro, por la lectura?.

Las respuestas han sido breves, pero no por ello menos contundentes.

A la reflexión planteada, el profesor Savater habló de que esa creación del debate, esas opiniones, es lo que le han conferido esa calificación de incómodo.
La pregunta sobre la tendencia de la lectura ha sido realmente aleccionadora: "los libros tendrán un final, pero lo que debe preocuparnos es el final por la lectura. Tenemos que alegrarnos de que se lea, lo que sea, y sobre el soporte que sea. Yo personalmente prefiero el libro siempre"

Claro y conciso.

Un aliciente, las palabras de Fernando Savater para ponernos las pilas todos aquellos que queremos y creemos en la necesidad de la cultura a través de cualquiera de sus formas.

Sirve una u otra forma de manifestación, lo que importa realmente es que agite los corazones.

No hay comentarios: