lunes, 4 de enero de 2010

Magia


Lo consiguió.
Aunque le ha costado, horas y horas de sábados por la mañana, en la librería, delante de público de no mucho más de medio metro.
Prometió hacer mucha más magia, más aún, contando cuentos.
Y vaya si lo ha logrado.
Sus exigentes criticos han abierto mucho los ojos, no se quieren ir de la moqueta de la tienda, pese a las prisas de las madres.
Ha hecho globos con las palabras.

*******

Imagen cedida de la colección Jordán y su cámara.

5 comentarios:

maduixeta dijo...

perfectamente podrías ser tu...

Miss O. dijo...

...y habrá ganado cientos de aplausos de helio...espero...;)...

Jordán dijo...

el lector inmortalizado estará encantado con el relato. un buen regalo postnavideño.

[M] dijo...

Mae mae para ti tambien

(y que te cuides)

LEO MARES dijo...

La magia de las palabras, sí señor.
Un abrazo